La voz del Obispo
rmb

Entre la crisis y el encuentro

La Semana de Formación de los Obispos este año se realizó de forma virtual, y es una muestra de que la pandemia no tendrá la última palabra.
Una de las reuniones de Encuentro con los Obispos de México. Foto: CEM/Twitter.
Una de las reuniones de Encuentro con los Obispos de México. Foto: CEM/Twitter.

Participa cada lunes a las 21:00 horas (tiempo del centro de México) en La Voz del Obispo en Facebook Live.  Este lunes podrás conversar con el autor de este texto, Mons. Héctor Mario Pérez Villarreal, Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de México.

Los obispos de México nos reunimos cada año a una semana de actualización y formación en una casa de retiro muy bella que se encuentra en la Sierra de Santiago, Nuevo León. Es un tiempo de encuentro, de crecimiento, de descanso y reflexión. Sin embargo, este año tuvo un giro muy peculiar, pues nos tocó vivirla desde la crisis del encuentro que esta pandemia ha provocado y reflexionar precisamente sobre las respuestas de la Iglesia a esta crisis.

Bien dice el dicho, “no hay mal que por bien no venga”, y esta semana fue un claro ejemplo de ello. El tema tuvo como objetivo: Releer nuestro Proyecto global de pastoral desde la realidad más actual y los desafíos presentes y futuros provocados por la pandemia del COVID-19 en México. La dinámica fue ya una novedad, la sostener este encuentro cien por ciento de manera virtual. Gracias a la tecnología pudimos estar conectados durante tres días más de 100 obispos para orar, reflexionar, dialogar, y buscar los caminos que Cristo nos está pidiendo que andemos en medio de esta crisis.

La experiencia fue un verdadero acontecimiento eclesial de encuentro, de novedad, y de diálogo. Pudimos vencer la crisis inmediata de no poder asistir físicamente al evento gracias a la actitud y el interés de todos por superar los obstáculos; y gracias también al excelente equipo de comunicación que la CEM y varias diócesis pusieron al servicio de nuestro encuentro.

Los temas que abordamos tuvieron que ver con la crisis económica y social que esta realidad esta provocando, las amenazas a la vida, las familias y los niños, las exigencias de las nuevas tecnologías para transmitir el Evangelio, las diferentes respuestas que se han ofrecido en las diócesis y la respuesta que el Vaticano ha ofrecido a nivel mundial. Finalmente escuchamos una conferencia magistral de Mons. Rino Fisichella, Presidente del Pontificio Consejo para la promoción de la nueva evangelización que nos habló sobre algunos elementos de discernimiento pastoral en medio de la actual pandemia.

Con certeza podemos afirmar que el encuentro superó la crisis, y logramos abrirnos a nuevas posibilidades de comunicación a través de los medios digitales; que el diálogo superó la distancia y pudimos enriquecernos a través de los encuentros por provincias; sin duda podemos decir que en este encuentro la esperanza superó la adversidad y pudimos ser testigos como es Dios quien guía a su Iglesia y la hace caminar aún en medio de las peores dificultades.

Este evento, que pudiera ser interpretado superficialmente como ordinario, ha sido un extraordinario testimonio de como ni la crisis, la muerte, ni el desaliento tendrán la última palabra en esta pandemia. Con la certeza de que Dios camina entre nosotros, y que Él ha superado la más grande crisis con su Amor, hoy podemos afirmar con esperanza que será la solidaridad, el amor y la vida las que prevalecerán. Caminemos con esperanza y compromiso y tengamos por seguro que lograremos salir juntos de esta pandemia.

 

Puedes leer: La enseñanza social de la Iglesia: Pilares para la pospandemia

¿Ya conoces nuestra revista semanal? Al adquirir un ejemplar o suscribirte nos ayudas a continuar nuestra labor evangelizadora en este periodo de crisis. Visita revista.desdelafe.mx  o envía un WhatsApp al +52 55-7347-0775

 

Comentarios