El Papa establece un nuevo ministerio para la Iglesia: el catequista

El Papa Francisco recordó que este nuevo ministerio tiene orígenes muy antiguos e incluso se menciona en el Nuevo Testamento.
El Papa Francisco estableció el ministerio del catequista. Foto: Cathopic.
El Papa Francisco estableció el ministerio del catequista. Foto: Cathopic.

El Papa Francisco publicó un nuevo Motu Proprio titulado “Antiquum ministerium” en el que instituyó el ministerio del catequista y llama a las Conferencias Episcopales a establecer el itinerario de formación y los criterios que deben cumplirse para acceder a él.

Con esto, aseguró el Papa, la Iglesia reconoce la presencia de laicos y laicas que, en virtud del propio Bautismo, se sienten llamados a colaborar en el servicio de la catequesis.

Leer: Marisela Cuellar, la catequista de los niños con discapacidad


“En nuestros días, muchos catequistas capaces y constantes están al frente de comunidades en diversas regiones y desempeñan una misión insustituible en la transmisión y profundización de la fe”.

“La larga lista de beatos, santos y mártires catequistas ha marcado la misión de la Iglesia, que merece ser conocida porque constituye una fuente fecunda no sólo para la catequesis, sino para toda la historia de la espiritualidad cristiana”.

El Papa recordó que este ministerio tiene orígenes muy antiguos e incluso se menciona en el Nuevo Testamento, en el Evangelio de Lucas y en las cartas de San Pablo.

Leer: El Vaticano presenta el nuevo Directorio para la Catequesis

Además, citó la carta apostólica de san Pablo VI, Ministeria quaedam, en la que invita a las iglesias locales a instituir el ministerio del Catequista, un llamado que fue atendido en los años siguientes por diversas diócesis en el mundo, entre ellas la Arquidiócesis Primada de México.

Con la creación de este nuevo ministerio –que se suma a los de acólito y lector-, el Papa destacó la presencia de laicos y laicas que se sienten llamados a colaborar en el servicio de la catequesis.

“En nuestros días, esta presencia es aún más urgente debido a la renovada conciencia de la evangelización en el mundo, y a la imposición de una cultura globalizada, que reclama un auténtico encuentro con las jóvenes generaciones”.

“Sin olvidar la exigencia de metodologías e instrumentos creativos que hagan coherente el anuncio del Evangelio con la transformación misionera que la Iglesia ha emprendido. Fidelidad al pasado y responsabilidad por el presente son las condiciones indispensables para que la Iglesia pueda llevar a cabo su misión en el mundo”.

En la presentación de la carta apostólica en forma de motu proprio del Papa Francisco, “Antiquum ministerium”, intervino monseñor Rino Fisichella, presidente del Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización.

Mons. Fisichella afirmó que instituir un ministerio por parte de la Iglesia “equivale a establecer que la persona investida de ese carisma está realizando un auténtico servicio eclesial a la comunidad”.

Otro de los puntos señalados por el presidente del Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización, fue que con la institución del ministerio de Catequista, el Papa Francisco promueve aún más la formación y el compromiso de los laicos.

Por ello, monseñor Fisichella señaló que la institución de este ministerio, junto con el del acolitado y del lectorado, permitirá tener un laicado mejor formado y preparado en la transmisión de la fe.

Puedes leer “Antiquum ministerium” aquí. 

 

Con información de Vatican News.

Comentarios