Iglesia en el mundo

Guadalupe Ortiz de Landázuri, la beata que estudió en la UNAM

Guadalupe tuvo una importante labor apostólica en México, país donde vivió 6 años.
Guadalupe Ortiz de Landázuri en Monterrey. Foto: Opus Dei
Guadalupe Ortiz de Landázuri en Monterrey. Foto: Opus Dei

A partir de sábado 18 de mayo, la Iglesia católica cuenta con una nueva beata: Guadalupe Ortiz de Landázuri, laica española que realizó una importante labor apostólica en México.

Guadalupe Ortiz de Landázuri fue Doctora en Química por la Universidad Complutense, una de las primeras mujeres en pertenecer al Opus Dei, y es la tercera persona de esta prelatura en ser elevada a los altares, después de san Josemaría Escrivá y del beato Álvaro del Portillo.

Leer: Se aprueba el milagro para la beatificación de la química Guadalupe Ortiz de Landázuri

Guadalupe llegó en 1950 a nuestro país por invitación de San Josemaría Escrivá. Durante los seis años que permaneció en México, colaboró en la educación de jóvenes campesinas, tanto en la ciudad capital como en otras localidades, como Monterrey, Tacámbaro o Amilpas.

De acuerdo con la agencia EFE, durante su estancia en el país, Guadalupe tomó materias de su Maestría en Química en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y pidió la nacionalidad mexicana, misma que conservó hasta su muerte en 1975.

En México, Guadalupe Ortiz favoreció el establecimiento de una residencia universitaria en la capital, el Colegio Montefalco en Morelos, donde también hay una casa de retiro, y un colegio en Culiacán, en el estado de Sinaloa, al noroeste del país.

Con información de Vatican News