Evangelio del día y reflexión breve – 17 de mayo de 2022

¿Cómo es la paz que Jesús nos ofrece? ¿Cómo es la “paz” que el mundo desea conseguir por sus propios medios? ¡La diferencia es enorme!
Evangelio del día (Juan 14, 27-31)
Evangelio del día (Juan 14, 27-31)

Evangelio del día

El Evangelio del día (Juan 14, 27-31). En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: “La paz les dejo, mi paz les doy. No se la doy como la da el mundo. No pierdan la paz ni se acobarden. Me han oído decir: ‘Me voy, pero volveré a su lado’. Si me amaran, se alegrarían de que me vaya al Padre, porque el Padre es más que yo. Se lo he dicho ahora, antes de que suceda, para que cuando suceda, crean.

Ya no hablaré muchas cosas con ustedes, porque se acerca el príncipe de este mundo; no es que él tenga poder sobre mí, pero es necesario que el mundo sepa que amo al Padre y que cumplo exactamente lo que el Padre me ha mandado’’.

Puedes leer: El Evangelio de San Juan, ¿qué es y qué nos enseña?




Reflexión del Papa Francisco:

La paz que Jesús nos da en Pascua, no es la paz que sigue las estrategias del mundo. Este mundo cree obtener la paz por la fuerza, con las conquistas y con varias formas de imposición. Pero este tipo de paz en realidad es solo un intervalo entre las guerras: lo sabemos bien.

En cambio, la paz del Señor sigue el camino de la mansedumbre y de la cruz: es hacerse cargo de los otros. Cristo, de hecho, ha tomado sobre sí nuestro mal, nuestro pecado y nuestra muerte. Ha tomado consigo todo esto. Así nos ha liberado.

Cristo ha pagado por nosotros. Su paz no es fruto de algún acuerdo, sino que nace del don de sí. Esta paz mansa y valiente, sin embargo, es difícil de acoger.

Con información de Vatican News