Religiosas ganan dinero para obras de caridad haciendo vestidos de famosas

Las Carmelitas Descalzas desconocen el éxito de las prendas que confeccionan, mismas que han estado en desfiles de modas y alcanzan precios de hasta 2 mil euros.
Prendas por dinero para obras de caridad
Prendas por dinero para obras de caridad. Foto: Ugo Camera

La habilidad de estas 11 religiosas para diseñar prendas ha sido reconocida por al menos cuatro de las cantantes más famosas de Estados Unidos, quienes no han dejado de lado la oportunidad de poder utilizar los vestidos que han diseñado.

En el año de 2015, las hermanas de la orden Carmelitas Descalzas, procedentes de Perú, llegaron al convento de clausura Cumbres Mayores, ubicado en un municipio de la provincia de Huelva, al sur de España, construido en 2014.

Una vez establecidas en su nueva residencia, las religiosas peruanas de inmediato empezaron a mostrar sus habilidades manufacturando diversas productos textiles, entre ellos prendas de vestir que llamaron la atención por su creatividad.

Tal fue el impacto de sus diseños que al paso del tiempo este trabajo las llevó a confeccionar las prendas que en algún momento han utilizado celebridades del mundo de la música como Lady Gaga, Katy Perry, Miley Cyrus y Rihanna.

Te puede interesar: 5 platillos que le debemos a las monjas

Prendas por dinero para obras de caridad

María Lemus, directora creativa de María Ke Fisherman, recordó que un familiar le comentó sobre la existencia de unas monjas que eran unas “verdaderas maestras” con el punto y el ganchillo, lo que le interesó, por lo que fue a verlas y les llevó diferentes tipos de hilos (más tecnológicos y con mejor ajuste al cuerpo) para que elaboraran algunas piezas.

Al ver los resultados, la diseñadora de modas se enamoró del trabajo realizado por las Carmelitas Descalzas y enseguida les planteó un acuerdo de intercambio, en el que las hermanas realizan varias de sus piezas mientras ella colabora monetariamente para sus diferentes obras de caridad.

En este punto es importante señalar que una pieza de esta firma, que puede demorar varios días o incluso semanas en hacerse, puede costar entre 500 y 2,000 euros.

“Nos hablaron de un convento nuevo en Cumbres Mayores, y ya hace seis años que trabajamos con ellas; ya son un pilar muy importante y es algo de lo que no podemos prescindir. Nuestra innovación también es mezclar esa tradición, esa manera de trabajar las prendas de forma tan artesanal y de una manera tan mística”, señaló Lemus en entrevista con Grada.

Desconocen el éxito de sus diseños

Pese a que sus diseños se han mostrado en diversos desfiles de moda y que a algunas de las cantantes más famosas les encanta usar las prendas hechas por ellas y con el diseño moderno, las religiosas desconocen este hecho, ya que están en clausura y no cuentan ni con un radio o una televisión que les permita saberlo.

Así, ya son varios años en los que las religiosas de las Madres Carmelitas Descalzas, pertenecientes a la comunidad de San Jerónimo, del Valle del Chumbao, en Andahuaylas (Perú), mantienen su colaboración con la firma de alta costura que las ha colocado en los focos de la atención mundial, pese a que prosiguen con su vida en clausura.

Te puede interesar: Gia la perrita entrenada por monjas para alegrar a niños deprimidos

De hecho, tan solo una vecina del pueblo, a la que se le deja todo lo que necesitan las religiosas para realizar los diseños, está autorizada a entrar y salir del recinto para traer y recoger el material que elaboran.

Lo que sí es un hecho, es que en su localidad, estas monjas son muy famosas entre los cerca de dos mil habitantes, quienes sólo las ven cuando pueden acercarse al convento a comprarles los dulces que también hacen para pagar sus gastos diarios y beneficencia.

Con información de Aleteia y Grada.

Compartir