¿El miedo masivo puede provocar un sismo? Un físico responde

En días recientes se ha difundido en redes sociales la versión de que el sismo del 19 de septiembre fue provocado por la 'energía negativa' o el 'miedo colectivo' de los mexicanos. ¿Es cierto esto?
Crisis nerviosa tras un sismo. Foto: Especial.
Crisis nerviosa tras un sismo. Foto: Especial.

En los últimos días se ha difundido en redes sociales una afirmación que asegura que el sismo del 19 de septiembre de este año fue provocado por la “energía negativa” o por el  “miedo masivo” de las personas a que ocurriera un terremoto el mismo día que ocurrieron los de 2017 y 1985, que cobraron la vida de cientos de personas. 

¿Esto es posible? En entrevista con Desde la fe, el profesor Adolfo Orozco, físico especialista en Geomagnetismo por la Universidad Nacional Autónoma de México, aseguró que esta creencia no tiene ningún fundamento.

Leer: ¿Ciencia y fe se oponen? La vida de un físico mexicano dice lo contrario

“Eso de que la ‘energía negativa’ de la gente produjo el sismo es un sinsentido. En primer lugar, físicamente no existe tal ‘energía negativa’”.

“Además, desde la Física esa ‘energía ‘ no existe, es un estado de ánimo. Por otro lado, la energía necesaria para desencadenar un sismo es muy grande, mucho mayor que la de una bomba atómica”. 

“Es absurdo creer que este sentimiento se concentre por sí mismo y se aplique a una posición geográfica en la misma latitud y longitud por personas que ni siquiera sabe qué son esos conceptos”.

Entonces, ¿Cómo se explica la posibilidad de un nuevo sismo precisamente el 19 de septiembre?

El físico Orozco aseguró que el hecho de que se hayan producido sismos el mismo día del año es un evento de muy baja probabilidad, “pero sólo eso, es una gran coincidencia”. 

Confiar en la ciencia

Los sismos, agregó, no se pueden predecir, “pero gracias a la inteligencia con que Dios nos dotó hemos podido disminuir sus efectos mortales y materiales”.

Por ello, es importante escuchar las recomendaciones de los expertos y atender todas las recomendaciones de protección civil y mitigación de daños.

Compartir