Sabías que
rmb

7 indicaciones para recibir la Santa Comunión en la mano

Ante los primeros casos de Covid-19 la Iglesia en México recomendó una serie de medidas preventivas.
La Comunión en la mano.
La Comunión en la mano.

Ante la aparición de los primeros casos del coronavirus Covid-19, que causa enfermedades respiratorias que van desde el resfriado común hasta enfermedades más graves como el Síndrome Respiratorio Agudo Severo, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) pidió a los sacerdotes del país y a los feligreses tomar las medidas necesarias para minimizar el riesgo de contagio y recomendó, entre otras cosas, recibir la Comunión en la mano y, durante el rito de la paz, dar el saludo con la voz o una reverencia.

La Arquidiócesis de México hizo suyas las sugerencias de la CEM, y recordó que se trata solamente de medidas preventivas durante la Misa, por lo que pidió evitar caer en el alarmismo.

Leer: Arquidiócesis de México implementa acciones ante la presencia del Covid-19

Ante este panorama ¿cómo debemos recibir la Eucaristía en la mano? Aquí tenemos algunos consejos:

1. Desinfecte sus manos.

2. Si lo desea puede hacer antes una genuflexión, una reverencia o arrodillarse.

3. Extienda su mano izquierda (si es diestro) o derecha (si es zurdo) con la palma hacia arriba.

4. Coloque su otra mano debajo. Decía san Juan Crisóstomo que eso era como prepararle un trono al Señor.

Leer: Comunión Espiritual. 7 cosas que debes saber

5. Le pondrán la Hostia sobre la palma. No se adelante a intentar tomarla usando los dedos como pinzas.

6. Una vez que la Hostia ha sido colocada en la palma de su mano tome la Hostia con sus dedos índice y pulgar de la mano que está debajo, ponga la otra mano bajo su barbilla, como si fuera un platillo, para evitar que cualquier partícula caiga al suelo, y consuma la Hostia allí mismo, antes de volver a su lugar.

7. Verifique que en la palma de su mano y en sus dedos no hayan quedado partículas de la Hostia. Si las hay, consúmalas. Por ningún motivo se sacuda las manos como si se quitara polvo. Recuerde que aún el más mínimo fragmento es el Cuerpo de Cristo. Trátelo con toda reverencia y respeto.

Comentarios