La voz del Papa

El Papa explica por qué son tan importantes las Bienaventuranzas

El Papa Francisco dio inicio a un ciclo de catequesis sobre las bienaventuranzas.
Los documentos importantes del Papa Francisco en 2019. Foto Vatican Media
El Papa Francisco. Foto Vatican Media

El Papa Francisco inició este miércoles 29 de enero un ciclo de catequesis sobre las bienaventuranzas en el Evangelio de san Mateo, “carta de identidad” del cristiano “porque describen el rostro y el estilo de la vida de Jesús”.

Leer: Papa Francisco: no a los evangelizadores aburridos y amargados

En primer lugar, el Pontífice recordó cómo se produjo la proclamación de las Bienaventuranzas, y subrayó el hecho de que son un mensaje dirigido a toda la humanidad.

Además el Papa hizo notar que la montaña donde predicó Jesús, hace memoria del Monte Sinaí, donde Dios entregó a Moisés los diez mandamientos. En la montaña, sin embargo, Jesús comienza a enseñar “una nueva ley”, a saber, “ser pobres, ser mansos, ser misericordiosos”, revelando así “el camino a la felicidad”, es decir, “Su camino”.

“Ahora, con las bienaventuranzas, Jesús nos da los “nuevos mandamientos”, que no son normas, sino el camino de la felicidad que Él nos propone”, aseguró el Papa Francisco.

Las “tres partes” de las bienaventuranzas

Cada bienaventuranza, precisó el Santo Padre, está compuesta de tres partes: primero está siempre la palabra “bienaventurados” o “felices”; luego viene la situación en la que se encuentran los bienaventurados: la pobreza de espíritu, la aflicción, el hambre y sed de justicia, y así sucesivamente. Y finalmente está el motivo de la bienaventuranza, introducido por la conjunción “porque”: “Bienaventurados aquellos porque…”.

Así, el Papa ha señalado un aspecto importante: Las Bienaventuranzas “iluminan las acciones de la vida cristiana” y revelan que “la presencia de Dios en nosotros nos hace verdaderamente felices”. En ocasiones, Dios elige caminos difíciles de entender. “A veces no entendemos por qué nos pasan ciertas cosas”, aclaró.

Por ejemplo, ha detallado el Papa, a veces es difícil entender “nuestros propios límites, el de nuestras derrotas, pero es allí donde manifiesta la fuerza de su salvación y nos concede la verdadera alegría”.

Con información de Zenit y Vatican News

Comentarios