Tatuajes y teología del cuerpo

Leer más

¿Qué es la Vida Contemplativa y cómo la viven las monjas?

Las religiosas de Vida Contemplativa buscan profundizar su relación con Dios a través del silencio, la meditación y la adoración continua.

POR  Jorge Reyes
17 mayo, 2024
¿Qué es la Vida Contemplativa y cómo la viven las monjas?
El mayor aporte de la Vida Contemplativa es el espiritual, ofreciendo sus oraciones y sacrificios por las necesidades de la Iglesia y del mundo. Foto Arquidiócesis de Toledo.
Creatividad de Publicidad

La Vida Contemplativa es una forma de Vida Consagrada que se caracteriza por una búsqueda constante de la presencia de Dios mediante la oración y la meditación. Según el Catecismo de la Iglesia Católica, esta vocación es una expresión profunda del amor y la devoción a Dios.

De esta manera, las religiosas contemplativas llevan una vida de oración intensa y una formación de dedicación total a la espiritualidad, por lo que son un pilar fundamental en la misión de la Iglesia Católica.

¿Qué es la Vida Contemplativa?

La Vida Contemplativa, tal como la define el Catecismo Católico, es una vida dedicada principalmente a la oración y a la comunión con Dios. Las religiosas que eligen este camino buscan profundizar su relación con Dios a través de una existencia marcada por el silencio, la meditación y la adoración continua. Esta forma de vida se diferencia de otras vocaciones dentro de la Iglesia Católica principalmente por su enfoque en la oración como su actividad central y esencial.

Características de las Religiosas de Vida Contemplativa

Las religiosas que participan en la vida contemplativa tienen varias características distintivas. Entre ellas destacan:

  1. Enfoque en la Oración y la Meditación: Su vida diaria está centrada en la oración, la liturgia de las horas y la adoración eucarística.
  2. Voto de Clausura: Muchas comunidades contemplativas practican la clausura, lo que significa que viven separadas del mundo exterior para dedicarse por completo a su vocación.
  3. Simplicidad y Desprendimiento: Llevan una vida sencilla y austera, renunciando a bienes materiales y distracciones mundanas para centrarse en lo espiritual.
  4. Comunidad y Soledad: Viven en comunidad, pero también valoran el tiempo en soledad para la meditación personal y la oración.

Te recomendamos: Monjas orarán 3 días seguidos por la paz y las elecciones 2024 en México: “La violencia está cobrando terreno”

¿Cuál es la formación que tienen las Religiosas de Vida Contemplativa?

La formación de una religiosa contemplativa incluye varias etapas:



  • Postulantado: Es el primer periodo de formación, donde la aspirante comienza a vivir con la comunidad y a aprender sobre su estilo de vida.
  • Noviciado: Este es un periodo de uno a dos años donde la novicia profundiza su conocimiento y compromiso con la vida contemplativa.
  • Profesión Temporal: Después del noviciado, la religiosa hace votos temporales por un periodo de tres a seis años, tiempo durante el cual continúa su formación y discernimiento.
  • Profesión Perpetua: Finalmente, la religiosa hace votos perpetuos, comprometiéndose de por vida a la comunidad y a la vida contemplativa.

¿Dónde y cómo viven las religiosas Contemplativas?

Las religiosas de Vida Contemplativa generalmente viven en monasterios o conventos, lugares que están diseñados para facilitar una vida de oración y recogimiento, que normalmente suelen estar ubicados en lugares tranquilos y alejados del bullicio para permitir un ambiente de paz y serenidad.

La vida que llevan las religiosas contemplativas en el convento o monasterio se organiza en torno a un horario específico que incluye varias horas dedicadas a la oración, la meditación, el trabajo manual y la lectura espiritual.

Esta es la principal función y actividad que realizan en la Iglesia Católica

La principal función de las religiosas de Vida Contemplativa en la Iglesia Católica es la intercesión por la humanidad a través de la oración, de tal manera que su vida de oración es considerada como un apoyo espiritual para la Iglesia y el mundo entero. Además, su existencia es un testimonio vivo de la primacía de Dios y un ejemplo de dedicación total a la vida espiritual.

Las religiosas contemplativas también contribuyen con trabajos manuales y actividades que sostienen económicamente a sus comunidades. Sin embargo, su mayor aporte es el espiritual, ofreciendo sus oraciones y sacrificios por las necesidades de la Iglesia y del mundo.

Te recomendamos: La oración, el gran tesoro de las monjas contemplativas





Autor

Lic. en Periodismo y Comunicación Colectiva por la UNAM, con una trayectoria de casi 30 años como periodista, en Reforma, El Centro y Notimex, y funcionario de comunicación social en dependencias de gobierno y legislativas. 

Tik Tok

Tik Tok
Tik Tok

NEWSLETTER

Recibe nuestro boletín semanal