Iglesia en México

El Papa nombra obispo coadjutor para la Diócesis de Córdoba

En mayo de este año, el Nuncio Apostólico dio a conocer que el obispo de esa ciudad había solicitado al Papa un nuevo obispo para la diócesis.
Eduardo Carmona Ortega /El Sol de Parral

Este miércoles, la Nunciatura Apostólica en México informó, a través de la Secretaría General de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), que el Papa Francisco ha nombrado como Obispo Coadjutor de la Diócesis de Córdoba a monseñor Eduardo Cirilo Carmona Ortega, al momento Obispo de la Diócesis de Parral, en el estado de Chihuahua.

La noticia ha sido publicada en L’Osservatore Romano este 6 de noviembre, a mediodía tiempo de Roma.

En mayo pasado, de visita en la Diócesis de Córdoba, el Nuncio Apostólico mencionó que el obispo Eduardo Patiño Leal ­­–quien dentro de unos días estará cumpliendo 70 años– había solicitado al Papa un obispo para dicha ciudad, anunciando de esta manera su pronto retiro. Franco Coppola también adelantó que podría ser este año cuando la Diócesis de Córdoba tuviera su segundo obispo.

Cabe mencionar que los nombramientos de coadjutores son otorgados por el Papa a petición del obispo de una diócesis, o por propia iniciativa del Santo Padre, principalmente cuando el obispo está próximo a renunciar por cuestiones de salud o por edad; el coadjutor está dotado de facultades especiales y tiene derecho de sucesión.

Un obispo con experiencia

Eduardo Cirilo Carmona Ortega nació en la Ciudad de México el 18 de marzo de 1959.

Se formó con los Operarios del Reino de Cristo en en el Seminario Metropolitano de la Arquidiócesis de Toledo (España), y obtuvo la Licencia de Estudios Eclesiásticos por la Universidad del Norte de España, en Burgos (1976-1983).

Fue ordenado sacerdote el 20 de agosto de 1983, en la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, quedando inicialmente incardinado a la Diócesis de Tacámbaro, y luego, a partir de 1991 a la recién erigida Sociedad de Vida Apostólica de Derecho Diocesano de Confraternidad de Operarios del Reino de Cristo, en la que fungió como Secretario General de 1983 a 1986, año en el que fue nombrado secretario regional y vicerrector del Seminario de su fraternidad en Olías del Rey, Toledo, España.

De 1989 a 1991, obtuvo la licencia en Teología Dogmática en Roma, en la Pontificia Universidad Gregoriana. De 1991 a 1994 desempeñó el cargo de rector del Seminario de Olías del Rey, y de 1994 a 1997 ejerció su ministerio sacerdotal como párroco en la Iglesia de la Inmaculada Concepción, Arquidiócesis de Los Ángeles, California (USA).

El 8 de noviembre de 2003 fue nombrado por el Santo Padre Juan Pablo II, Primer Obispo de la entonces recién creada Diócesis de Puerto Escondido, siendo ordenado el 7 de enero de 2004, y el 27 de junio 2012 Benedicto XVI lo nombró Obispo de Parral, tomando posesión el 25 de julio del mismo año.

Este 6 de noviembre del 2019, el Santo Padre Francisco lo ha nombrado Obispo Coadjutor de la Diócesis de Córdoba.

“Nos unimos en alegría y oración con la Iglesia que peregrina en Córdoba, y deseamos a Mons. Eduardo Cirilo un fecundo desempeño en su nueva encomienda Episcopal que el Señor le ha confiado”, expresó monseñor Alfonso Miranda Guardiola, secretario general de la CEM, a través del comunicado.

Te puede interesar: Obispo Colín: “Seré siempre fiel a la Iglesia, al Papa y a Jesucristo”