Vida Parroquial

Esta es la capilla donde se reúnen los jóvenes de la UNAM

En esta iglesia afuera de CU, los jóvenes se reúnen para compartir su fe.
La capilla de los universitarios, ubicada cerca de CU, en Copilco. Foto Alejandro García
La capilla de los universitarios, ubicada cerca de CU, en Copilco. Foto Alejandro García

Uno de los más famosos pasajes del Nuevo Testamento es el Sermón de la Montaña, cuando Jesús predica ante una multitud y les explica las bienaventuranzas; de forma similar y al ras del suelo, se reúnen cada semana jóvenes universitarios para escuchar el Evangelio en la Capilla de Santa María de la Anunciación en Ciudad Universitaria.

Este lugar, mejor conocido como la “Parroquia universitaria”, festeja su fiesta patronal este 25 de marzo.

Desde su construcción, hace 54 años, la capilla de los universitarios que pertenece a la orden de los frailes dominicos y al Centro Universitario Cultural (CUC), se da atención a los jóvenes de las distintas facultades de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Foto: Alejandro García

Foto: Alejandro García

“Los frailes más longevos de la comunidad cuentan que la primera Misa se celebró hace 60 años en el estacionamiento del CUC, para iniciar con las actividades del centro. Los jóvenes estaban muy emocionados, al punto que trajeron guitarras eléctricas, teclados y batería para la celebración”, detalla fray Juan Efraín Hernández Cruz, promotor vocacional de la Provincia de Santiago de México.

Desde hace ocho siglos

Aunque pudiera confundirse con un movimiento reciente este proyecto pastoral universitario no es nuevo, “nació hace ocho siglos, cuando santo Domingo de Guzmán, fundador de nuestra orden, tuvo la inquietud de que los frailes estuvieran dentro de las universidades, donde se gesta el conocimiento”, comenta fray Juan.

“A los jóvenes les llama la atención ver que nosotros vivimos aquí. Nuestro convento ocupa el piso 4, 5 y 6 del CUC. Cada uno de los frailes tenemos nuestras actividades y la Pastoral Universitaria, nuestro fuerte, abarca muchas ramas, por ejemplo, la de los laicos dominicos que viven nuestra espiritualidad. Ellos se desarrollan como docentes, investigadores o padres de familia, muchos dan clases en la UNAM y gracias a esto podemos compartir el espíritu de Santo Domingo”, explica Hernández.

El respeto de la UNAM

A lo largo de estas seis décadas, el CUC se ha ganado un lugar de respeto en la Universidad. “El CUC es un oasis de paz, diálogo y apertura dentro de la UNAM. Es un espacio muy querido y respetado por los estudiantes, ni dentro ni fuera de nuestras instalaciones hay grafitis o pintas”.

Foto: Alejandro García

Foto: Alejandro García

Además, son un centro de apoyo para los jóvenes, donde resuelven sus inquietudes y dudas espirituales, entre sus servicios a la comunidad universitaria están: Círculo de novios, platicas prematrimoniales, movimientos conyugales, fraternidades dominicanas (asociación de laicos), Alcohólicos Anónimos, EGO SUM (Grupo de jóvenes universitarios entre 20 y 30 años), además de los servicios religiosos habituales que se realizan en cualquier otra iglesia.

“El reto de esta capilla es el acompañamiento a los universitarios, pues muchos viven en depresión y soledad. Estamos para ellos cuando pierden el sentido de la vida y les ayudamos a que lo recuperen”, explica fray Juan Efraín.

“Por ejemplo, en el grupo de EGO SUM, jóvenes de diversas facultades se reúnen para escuchar diferentes puntos de vista acerca de la problemática de la Iglesia, no se juzgan entre ellos, se escuchan”.

“Posteriormente partimos en misión a comunidades indígenas. Ellos ya llevan una preparación espiritual y un sentido de comunidad para que puedan compartir su fe”. La Misa Universitaria es todos los jueves a las 14:15 horas.

Lee: El Papa firmó la Exhortación Apostólica sobre jóvenes