Reaparece ‘Firulais’ modelando para el mural de una iglesia

Su imagen aparece en un mural dedicado a San Francisco de Asís en una iglesia de Cuernavaca, aunque su nombre en realidad es Chiquínquiro.
Pintar el mural es un proyecto de la artista plástica Carol Goddard. Foto: La Union de Morales
Pintar el mural es un proyecto de la artista plástica Carol Goddard. Foto: La Union de Morelos

En realidad no se llama “Firuláis”. Su nombre es“Chiquínquiro” y es el perrito cuya imagen se encuentra plasmada en el mural de la pared trasera de la iglesia San José El Calvario, en Cuernavaca (México).

Se trata de un perro callejero que deambula y vive por las calles del centro de ese municipio en el estado de Morelos; es un can famoso entre los habitantes por su fidelidad y lealtad para con todos. Incluso, se le ve en las manifestaciones que organizan los lugareños para hacer alguna demanda.

Te puede interesar: ¿Quién es Fray Bigotes y por qué es tan viral en las redes sociales?

¿Cómo llegó el perrito al mural de una parroquia?

El ayuntamiento de Cuernavaca ha propuesto que los artistas que son residentes de la ciudad, colaboren voluntariamente en el embellecimiento de las zonas urbanas, y este mural es un proyecto de la artista plástica Carol Goddard.

El proyecto cuenta con la aprobación del párroco de la iglesia, a cuyo santo patrono, San Francisco de Asís, está dedicado el mural. La obra tiene como objetivo concientizar y frenar el maltrato de los animales.

Leer: ¿Por qué aparece un perro en algunas pinturas de la Última Cena?

La obra busca como objetivo concientizar y frenar el maltrato a los animales. Foto: El Gráfico Mx

La obra tiene como objetivo concientizar y frenar el maltrato a los animales. Foto: El Gráfico Mx

Carol quiso incluir en el mural a “Chiquínquiro” porque lo considera un ícono que le da identidad al centro, y los símbolos forman parte de su estilo artístico.

“El mural tiene muchos simbolismos; por ejemplo, pinté una puerta que está resguardada por otro perro, y es la entrada a la espiritualidad”, explicó recientemente a un medio de comunicación local.

A partir de que “Chiquínquiro” comenzó a aparecer en las noticias, muchas personas pasan a tomarse fotos en el pintoresco mural de la parroquia, y este leal perrito pasa todos los días a “saludar” a los artistas que colaboran en la obra, así como a los visitantes.

Leer: Sacerdote brasileño recoge perros callejeros y pide a fieles adoptarlos

 

Compartir