Iglesia en México lamenta la muerte de Fray Juan, víctima de la violencia

Fray Juan Antonio Orozco murió en Mezquital, Durango, se reporta que se encontró ante un fuego cruzado.
Fray Juan Orozco. Foto: Zacatecas Online.
Fray Juan Orozco. Foto: Zacatecas Online.

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) lamentó la muerte del misionero franciscano Juan Antonio Orozco Alvarado, del clero de la Prelatura del Nayar, quien falleció este 12 de junio víctima de la violencia.

Fray Juan Antonio Orozco se dirigía a celebrar la Eucaristía en la comunidad de Tepehuana de Pajaritos, en Durango, cuando fue privado de la vida, informó la CEM.

Mons. Jesús González, de la prelatura del Nayar, dio a conocer que el fallecimiento del franciscano ocurrió antes de llegar al Mezquital, Durango, donde “entró en un cruce de fuego entre los bandos que pelean el territorio (Carretera Durango, Zacatecas)”, escribió en un breve comunicado retomado y compartido en redes sociales por otros miembros de la Iglesia católica, entre ellos Mons. Luis Artemio Flores Calzada, Obispo de la Diócesis de Tepic.

“Expresamos nuestras condolencias a Mons. José de Jesús González Hernández, a su clero, a los fieles laicos de la querida Prelatura del Nayar, a los familiares y amigos del P. Juan, a todos nuestra oración, solidaridad, cercanía y abrazo en la fe”, expresó este domingo Mons. Rogelio Cabrera López, presidente de la CEM.

“Pidamos al Señor la Paz para nuestra Patria, y tengamos presente en nuestro actuar que todos tendremos que comparecer ante el tribunal de Cristo, para recibir el premio o el castigo por lo que hayamos hecho en esta vida (2Cor 5,6-10)”, agregó en el documento.

Dedicado a su comunidad

Medios de comunicación de Zacatecas han retomado la noticia, dando a conocer un poco más de la vida del fraile.

Fray Juan Antonio era párroco en Santa Lucía de la Sierra, en el municipio de Valparaíso en el estado de Zacatecas.

De acuerdo con el portal Zacatecas online, fray Juan Antonio Orozco, conocido como el padre Juanito, tenía 33 años de edad y había llegado hace seis meses a cumplir con sus labores en esa comunidad, donde mostró un gran compromiso con sus habitantes.

“Tuvo un papel destacado en el reciente incendio ocurrido en la sierra de Santa Lucía organizando a voluntarios, acopiando y gestionando apoyos, además de acudir al lugar donde estaba el fuego para ayudar a combatirlo”, informó ese medio de comunicación.

El periódico Pastoral Siglo XXI, de la Arquidiócesis de Monterrey informó que fray Juan era originario de la calle Álamo de la Colonia Héroes del 47 de Monclova y desde niño fue muy apegado a la iglesia San Francisco de Asís.

Comentarios