Iglesia en México
rmb

Expertos plantean los retos de la Iglesia en comunicación digital

Este miércoles tuvo lugar el taller "Herramientas digitales para evangelización y catequesis", en la Semana de Formación de los Obispo de México.
Talleres de la CEM

Al participar en el taller “Herramientas digitales para evangelización y catequesis“, en el marco de la Semana de Formación Permanente de los Obispo de México, monseñor Víctor René Rodríguez Gómez, Presidente de la Comisión Episcopal para la Pastoral de la Comunicación, aseguró que la comunicación digital en la Iglesia es una realidad, y no hay vuelta atrás.

El también obispo de Valle de Chalco explicó que hasta hace unos meses la Iglesia Católica desempeñaba su labor sin contratiempos, pero debido a la contingencia sanitaria por la pandemia de COVID-19, ésta se vio en la necesidad de comenzar a utilizar los medios digitales para la celebración de los sacramentos, las experiencias de religiosidad y piedad popular y la organización de las actividades pastorales.

De tal manera –dijo– que para la Iglesia las plataformas digitales se convirtieron en un medio que, si bien “nos limitan el reunirnos y compartir el tiempo de reflexión, diálogo y organización, también facilita el poder reunirnos en corto tiempo y mantener el trabajo pastoral coordinado“.


Aseguró que la Iglesia tiene que seguir siendo un singo de esperanza y no perder su vocación misionera. “Esto no lo podemos perder de vista, pero tenemos que buscar los medios para que esto pueda seguirse realizando (…) y las redes sociales han sido una herramienta muy importante para poder cumplir nuestra misión (…) cambian las situaciones, pero la misión no cambia.

Te puede interesar: Este es el programa del Encuentro con los Obispos de México

Una realidad ineludible

Javier Rodríguez Labastida, director de Comunicación de la Arquidiócesis Primada de México, explicó cómo las formas de comunicación han cambiado rápidamente en los últimos años, de tal manera que en el 2020 hay 4,500 millones de personas conectadas a internet en todo el mundo, de 7,700 millones que conforman la población total.

Se refirió a la importancia de que la Iglesia esté presente en esta realidad digital y puso como ejemplo la ausencia de portales católicos que den respuesta a algunas de las interrogantes básicas que los usurarios de internet plantean a través de Google, como: ¿Qué es la fe?, ¿Quién es Dios?, ¿Qué es el Apocalipsis?, ¿Está cerca el Apocalipsis? Preguntas que se han hecho más frecuentes con la pandemia.

El también Presidente del Consejo Editorial de la revista Desde la fe destacó tres aprendizajes importantes que ha tenido la Iglesia en el ámbito digital durante el confinamiento sanitario: “Existe una sed de Dios; juntos somos mejores, y la creatividad no tiene fronteras”.

En este sentido, también enlistó los retos de la Iglesia para afrontar esta nueva realidad digital, entre ellos, la profesionalización en los procesos de trabajo, la capacitación constante de las áreas de comunicación, compartir aprendizaje y corregir errores juntos, incorporar a profesionales de la comunicación digital y evaluar constantemente los objetivos.

Rodríguez Labastida compartió algunos perfiles de trabajo que deberían considerarse en las áreas de comunicación de las diócesis mexicanas, como el social media analyst, el community manager, el social media manager, el analista de marketing digital, el traficker digital y los reporteros SEO.

Plataformas digitales para formadores y comunicadores

En el taller, que formó parte del segundo día de actividades de la Semana de Formación de los obispos, también participó Osvaldo Moreno Sotelo, secretario ejecutivo de la Dimensión Episcopal de Cultura Digital y Gerente de Difusión del Regnum Christi.

Moreno Sotelo aseguró que es constante el argumento de que falta presupuesto en las diócesis para incursionar en el mundo digital; sin embargo –dijo– es importante partir del hecho de que muchas de las plataformas son gratuitas.

“Herramientas digitales hay muchas, fáciles de usar y son gratuitas; el reto de los formadores y comunicadores católicos está en “no tirar escopetazos, sino definir perfectamente bien a quién nos estamos dirigiendo, y sin prejuicios”.

Otros de los retos –agregó– son conocer la red social o plataforma en la que cohabita el público objetivo, y elaborar videos, imágenes y textos que realmente impacten al público al que nos estamos dirigiendo.

Moreno Sotelo también se refirió a las redes sociales y plataformas de comunicación más utilizadas por la Iglesia durante la pandemia, y explicó cuáles son sus ventajas y desventajas.

El taller ha sido grabado y está disponible en las redes sociales de la Conferencia del Episcopado Mexicano para que puedan ser consultados los materiales utilizados por los ponentes, entre ellos una serie de gráficas que fueron presentadas por el sacerdote Yair Ortega, secretario ejecutivo de la Comisión Episcopal para la Pastoral de la Comunicación, sobre la situación de los medios diocesanos impresos y la utilización de los medios digitales en las diócesis durante la pandemia.

¿Ya conoces nuestra revista semanal? Al adquirir un ejemplar o suscribirte nos ayudas a continuar nuestra labor evangelizadora en este periodo de crisis. Visita revista.desdelafe.mx  o envía un WhatsApp al +52 55-7347-0775

Comentarios