Iglesia en México

El grupo que en Catedral ayuda y escucha a los más necesitados

El Centro de Atención y Escucha de la Catedral pronto cumplirá cinco años de actividades en beneficio de los fieles.
El padre Victoriano Martínez (primera fila) encabeza al grupo de laicos y diáconos.
El padre Victoriano Martínez (primera fila) encabeza al grupo de laicos y diáconos.

Todos los días, de 10:00 a 19:00 horas, la bella Capilla de San José, en el costado izquierdo de la Catedral Metropolitana, se convierte en un Centro de Atención y Escucha para los fieles que entran a la iglesia buscando apoyo espiritual, psicológico, jurídico, medicamentos, algo que comer e incluso un lugar donde dormir. 

Leer: Escuela de Pastoral: El ‘ejército de Jesús’ que nació en México

Desde hace más de cuatro años, el sacerdote Victoriano Martínez lidera un grupo de 27 diáconos y laicos con formación en orientación familiar, que donan su tiempo para atender y escuchar a quienes buscan el apoyo de la Iglesia. 

“Todo empezó cuando fui enviado a Catedral para trabajar en la Pastoral Social, y observé la necesidad de la gente que acude aquí no solamente como turistas o para escuchar Misa, sino también, como en cualquier otra iglesia, por diferentes motivos”, explica el padre Martínez. 

“La idea es tener un espacio donde las personas sean bienvenidas, se puedan sentar, sean escuchadas y atendidas de manera fraterna y caritativa”, dijo el padre, quien también es psicólogo con especialidad en Psicoterapia Gestalt y con una maestría en Psicoanálisis. 

Una Red de apoyo 

El padre y su equipo cumplirán cinco años de servicio en diciembre, en los cuales han establecido alianzas con instituciones públicas y privadas para ofrecer ayuda a quienes acuden a la Capilla. 

“Buscamos instancias del gobierno, de la sociedad civil organizada y organismos eclesiales para responder a las necesidades de la gente. Obviamente nuestro papel es hacer el enlace y la gestión”.

La Capilla de San José en la Catedral Metropolitana.

La Capilla de San José en la Catedral Metropolitana.

El padre Victoriano recuerda con especial cariño el apoyo que reciben del propietario de un negocio de tacos de canasta muy cercano a Catedral. 

“En la Ciudad de México también sucede que hay personas que no tienen qué comer. A través de un colaborador contactamos al propietario de un negocio de tacos y le preguntamos cómo podíamos hacer un enlace”.

“La Catedral estaba dispuesta a pagar las comidas, pero el dueño ofreció el servicio gratis, por caridad. Ahora tenemos una contraseña para las personas, las enviamos y ahí les dan una buena dotación de tacos y un refresco”. 

Ejército de colaboradores 

Cuando inició el Centro de Atención, el padre extendió la convocatoria a los feligreses de Catedral. 

“Con cinco que llegaran yo hubiera estado feliz”, dice con una sonrisa, pero la realidad superó por mucho sus expectativas. Primero llegaron 18 y la cifra de colaboradores ha ido amentando.  

Una de ellas es Herlinda Hernández, quien acude al Centro todos los miércoles de 10:00 a 16:00 horas. 

“Vienen personas en situación muy triste (…) Yo las escucho, les doy seguimiento hasta que se sienten mejor”.

José de Jesús Durán, también colaborador, considera que el servicio que ofrecen es fundamental, pues cuando las personas se sienten escuchadas y apoyadas, tienen más posibilidades de tomar decisiones que mejoren su situación.

El Centro ha crecido y ahora tiene cuatro centros asociados en parroquias. 

Conoce el Centro de Atención y Escucha de la Catedral de México

Está ubicado en la Capilla de San José, al interior de la Catedral Metropolitana y ofrece apoyo espiritual, jurídico, psicológico, medicamentos, etc.  

Abre todos los días de 10:00 a 19:00 horas, y es atendido por 27 colaboradores: laicos y diáconos, dirigidos por el padre Victoriano Martínez.