Iglesia en México

Ayuda a la Iglesia Necesitada presenta informe sobre libertad religiosa

El 61% de la población mundial vive en países donde no se respeta la libertad religiosa, un derecho fundamental avalado por el Artículo 18 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, señala el Informe bianual de la Fundación Pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN), que es uno de los tres que se elaboran en el mundo sobre el tema de libertad religiosa.

El estudio, que fue presentado en México este jueves en la sede del  Instituto Mexicano de Doctrina Social Cristiana (IMDOSOC), señala que el cristianismo sigue siendo la religión más perseguida en el mundo, y de manera global, 327 millones de cristianos viven en países donde hay persecución y 178 millones donde hay discriminación.

De los 196 países estudiados, en 38 países hay violaciones importantes; en 17 hay persecución y en 21 sufren discriminación personas de distintas religiones.

Durante la presentación del Informe y al referirse a México, Monseñor Carlos Garfias Merlos, Arzobispo de Morelia, dijo que la libertad religiosa es la primera de todas las libertades, y aseguró que la violencia está deteriorando la vida social puesto que no se trata de hechos aislados sino que es habitual. “Es un signo de los tiempos sobre el que tenemos que poner nuestra mirada”; confirmó que ha aumentado la violencia en contra los sacerdotes y calificó este hecho de intolerancia. México es el país más peligroso de América Latina para los sacerdotes.

Lee: La persecución religiosa también se vive en México 

Para combatir este mal, pidió marcos legales más claros, acceso igualitario de los tribunales, mayor educación, y las soluciones locales oportunas contra de estas acciones.

Por su parte, Julieta Appendini, directora de ACN México, dijo que en la elaboración de este informe se ha agregado el rango de genocidio aplicado a los cristianos en Siria e Irak, aunque reconoció que la situación ha mejorado en ambos países: afirmó que la situación ha empeorado en China y en India, y que en el cinturón central de África peligra por el avance del yihadismo.