Sacerdote es salvado por su ángel y se entera gracias a un video

“Es un milagro”, dijo el sacerdote franciscano luego de ver en el video que una camioneta pasó volando sobre su carro sin que él se percatara del incidente.
Padre se salva milagrosamente de accidente automovilístico
Foto: CNA

El pasado 2 de octubre el padre John Bok se dirigía a la Iglesia para celebrar la Misa de las 09:00 horas, sin saber que su Ángel Guardián intercedería para salvarle de sufrir un grave accidente y que de no haber visto el video no se habría enterado de lo que sucedió.

El sacerdote franciscano iba en su vehículo camino a la Iglesia St. Andrew ubicada en Milford, Ohio, para celebrar la misa con motivo de los Ángeles Custodios, cuando de repente una camioneta se sube al camellón que divide la avenida por la que transitaba y golpea una alambrada que le sirvió de rampa y que provocó que pasara por encima del carro del religioso, sin que éste se percatara.

Te puede interesar: La fe y la confianza en Dios permitieron un aterrizaje milagroso

Bok, de 87 años de edad, siguió su camino y llegó sin complicaciones para oficiar la misa, sin saber que alrededor de las 08:40 horas esa camioneta, que salió volando sobre él, estuvo a unos metros de impactar su vehículo del lado del conductor.

¿Qué le pasó al otro conductor?

Aproximadamente a las 8:40 de la mañana, cuando el padre se acercaba a la iglesia, el joven que conducía el otro vehículo en la avenida paralela a la transitaba Bok, tuvo una convulsión mientras estaba al volante y se desmayó.

El automóvil del joven perdió el control, se salió de la carretera para subirse al camellón y cuando estaba en camino de chocar con la parte delantera contra la puerta del lado del conductor del religioso, impactó contra los soportes de una reja y una señal de tráfico, según se muestra en un video que captó el momento.

La imagen muestra la camioneta SUV negra embistiendo ambos obstáculos de frente como si fuera una escena de una película de “Fast & Furious”, esta se eleva y vuela sobre el auto blanco sin tocarlo, aterrizando sobre las cuatro ruedas y con la parrilla y fascia delantera destrozadas.

El padre ni siquiera se enteró

Bok le dijo a Catholic News Agency (CNA) que una de las cosas sorprendentes del evento es que ni siquiera supo que su automóvil estuvo a punto de ser golpeado hasta horas después de que se presentó el suceso.

Yo no sabía que ese auto me pasó por encima porque estaba mirando hacia adelante y estaba a mi izquierda y arriba. Y por el rabillo del ojo sentí que algo pasó, pero pensé que era un pájaro o algo así”, dijo el sacerdote, quien añadió que sufre ceguera en el ojo izquierdo y también usa audífonos.

El franciscano dijo que un oficial de policía que lo conoce se le acercó mientras estaba en un restaurante después de Misa y le notificó que casi lo impacta el auto del joven.

Te puede interesar: Dios es grande: el milagro de la familia que sobrevivió al sismo de 1985

El elemento policíaco le mostró a Bok un video del evento que fue captado por la cámara de la funeraria que se encuentra al otro lado de la calle donde ocurrió el incidente.

Estaba asombrado de que hubiera sucedido”, dijo Bok, quien fue profesor de física, pero simplemente no puede comprender cómo el otro automóvil se elevó sobre el suyo: “Es un milagro”, dijo.

El párroco fue informado de que el joven estaba bien después de ser ingresado en el hospital, pero sigue sorprendido de que nadie muriera o resultara herido, por lo que ha reflexionado sobre el evento y “sabe que Dios tuvo su mano en ello”.

Uno de los misterios es que sería esa fiesta del 2 de octubre (de los Ángeles Guardianes)… No sé en qué estaba pensando Dios”, puntualizó el padre Bok.

Con información de CNA

Compartir