La voz del Papa

Papa Francisco: La falta de comida y agua es problema de todos

El Papa aseguró que la Santa Sede apoyará a la FAO en el esfuerzo internacional hacia la eliminación del hambre en el mundo.
El Papa Francisco. Foto: L'Osservatore Romano
El Papa Francisco. Foto: L'Osservatore Romano

El Papa Francisco aseguró que la falta de alimento y de agua no es un asunto interno y exclusivo de los países más pobres, sino que concierne a cada uno de nosotros.

Leer: Más de 110 millones de personas padecen hambre extrema en el mundo

Este jueves 27 de junio, el Pontífice recibió a los participantes de la 41ª Conferencia General de la la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Durante su discurso, el Santo Padre hizo hincapié en la importancia de nuestra actitud frente al problema de la escasez de agua y alimento y exhortó a “escuchar el grito desesperado de nuestros hermanos y a poner los medios para que puedan vivir, viendo respetados sus derechos más básicos”.

Leer:  “El verdadero delito de los migrantes es el hambre”

Entre las palabras del Papa Francisco, destaca también su invitación a reducir el derroche de alimentos y de agua, y para ello hay que educar y sensibilizar, de modo que las nuevas generaciones pasen este testigo a las futuras, sabiendo que este drama social “no puede ser tolerado por más tiempo”.

En este sentido, ha pedido detenerse un momento a pensar en el aumento del número de refugiados en el mundo durante los últimos años, el cual nos ha demostrado que el problema de un país es el problema de toda la familia humana.

Leer: La tristeza del Papa por foto del migrante y su hija en el Río Bravo

Y para que este drama se detenga, el Papa asegura que es necesario promover un desarrollo agrícola en las regiones más vulnerables fortaleciendo la resiliencia y la sostenibilidad del territorio, pero debe ir de la mano de inversión y desarrollo en tecnologías y de políticas innovadoras y solidarias para el desarrollo.

Antes de concluir su discurso, el Pontífice ha expresado el compromiso de la Santa Sede a cooperar con la FAO, apoyando el esfuerzo internacional hacia la eliminación del hambre en el mundo y garantizando un futuro mejor para nuestro planeta y para la humanidad entera.

Con información de Vatican News