La voz del Papa

¿De qué hablaron el Papa Francisco y Vladimir Putin?

La del pasado 4 de julio fue la tercera reunión entre el Pontífice y el presidente ruso.
El Papa Francisco y Vladimir Putin durante su tercera reunión. Foto: Vatican Media
El Papa Francisco y Vladimir Putin durante su tercera reunión. Foto: Vatican Media

El Papa Francisco y el presidente de la Federación Rusa, Vladimir Putin, se reunieron por tercera vez el pasado jueves 4 de julio en una audiencia privada en el Vaticano.

Leer: Papa Francisco: El político no debe sembrar odio y miedo

De acuerdo con un comunicado de la Santa Sede, ambos líderes hablaron sobre la cuestión ecológica y varios temas relacionados con los asuntos internacionales actuales, con especial referencia a Siria, Ucrania y Venezuela.

Además, ambas partes expresaron su satisfacción por el desarrollo de las relaciones bilaterales, y reforzaron su colaboración entre el Hospital Pediátrico Bambino Gesù y los hospitales pediátricos de la Federación Rusa.

“Fue una discusión muy importante e interesante”, dijo el Papa Francisco a los periodistas al finalizar la reunión.

La pasada reunión entre el Papa Francisco y Putin, en el año 2015, estuvo dedicada principalmente al conflicto en Ucrania y la situación en el Medio Oriente. Ambas partes subrayaron “la importancia de reconstruir un clima de diálogo y que todas las partes se comprometan a implementar los acuerdos de Minsk” y manifestaron su preocupación por “la grave situación humanitaria” en el este de Ucrania.

En su primera reunión en 2013, el tema de la paz y Oriente Medio fue preponderante, aunque también se trató el tema de la comunidad católica en Rusia, y de la grave situación en Siria, sobre la que el Presidente Putin expresó su agradecimiento por la carta que el Santo Padre le dirigió en ocasión del G20 de San Petersburgo.

Vladimir Putin ya ha estado seis veces en el Vaticano: además de sus tres audiencias con el Papa Francisco, visitó el pequeño estado pontificio el 5 de junio de 2000 y en 2003, donde recibido por Juan Pablo II. En 2007 conoció a Benedicto XVI y hablaron en alemán, especialmente sobre la relación entre católicos y ortodoxos.