La CEM lamenta el asesinato de sacerdote en Tijuana

Un grupo de creyentes acudió a la casa donde habitualmente se hospedaba y encontraron el cuerpo del sacerdote José Guadalupe Rivas.
El sacerdote José Guadalupe Rivas.
El sacerdote José Guadalupe Rivas.

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) lamenta el asesinato del padre José Guadalupe Rivas, de 58 años, y el de otra persona que aún no ha sido identificada, cuyos cuerpos fueron encontrados en un rancho en Tecate, Baja California.

El padre José Guadalupe Rivas dirigía la Casa del Migrante de Nuestra Señora de Guadalupe en dicha localidad, y también era miembro del Movimiento de Renovación Carismática Católica de la Arquidiócesis de Tijuana.

Era conocido como el padre “Pepe Lupe” y formaba parte de la arquidiócesis de Tijuana.




El sacerdote estaba desaparecido desde el pasado fin de semana. El lunes 16 de mayo, un grupo de fieles acudió a la casa de la zona rural, donde habitualmente se hospedaba, la Hacienda Santa Verónica, en Tecate.

Según las autoridades locales, los dos cuerpos presentaban signos de violencia.

“Enviamos nuestras más sentidas condolencias a la familia del padre José Guadalupe y a la familia del otro hermano asesinado, lo mismo que al Señor Arzobispo de Tijuana, Don Francisco Moreno Barrón, y a toda su Iglesia”, señala la CEM a través de un comunicado.

Asimismo, los Obispos de México manifiestan su tristeza por el asesinato de un niño de tres años dentro del templo de Nuestra Señora de Guadalupe, en Fresnillo Zacatecas, al cual entraron hombres armados siguiendo a otro que dejaron herido. “Vaya también nuestra condolencia a la familia de este pequeño niño”.

Palabras del Arzobispo de Tijuana

Previo al comunicado de la CEM, la Arquidiócesis de Tijuana y su Arzobispo, Francisco Moreno Barrón, enviaron un mensaje de aliento a la comunidad sobre el padre José Guadalupe Rivas, quien atendió la Arquidiócesis durante más de 25 años:

“Que Cristo Resucitado sea fortaleza y consuelo para su Familia, el Movimiento de Renovación Carismática Católica en nuestra Arquidiócesis, La Comunidad de la Casa del Migrante de Nuestra Señora de Guadalupe y para la Parroquia de San Judas Tadeo en el Municipio de Tecate donde se desempeñaba como párroco”.

“Oremos a nuestro Padre del Cielo que tenga misericordia de él y que pronto goce de la Patria Celestial. Dale Señor el descanso eterno y luzca para él, la luz eterna”.

Violencia sin límites

Cabe señalar que la CEM hizo un nuevo llamado a los grupos criminales para deponer las armas y acabar con toda forma de violencia, para abonar a una cultura de la no violencia, en la que todos podemos ser constructores de la paz.

“Queda demostrado que se están rebasando todos los límites de la violencia y del respeto humano, al atentar contra un hombre de Dios, y al atacar a otro dentro del templo del Señor, el cual merece todo nuestro respeto”.

El padre José Guadalupe Rivas nació el 10 de diciembre de 1964 en Torreón, Coahuila, el cuarto de diez hijos. Fue ordenado sacerdote el 29 de octubre de 1994. Había sido párroco en varias comunidades y también había ocupado otros oficios. Desde el 6 de julio de 2021 fue responsable del albergue de migrantes en Tecate.

La Fundación Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN) ha hablado sobre como cada vez está más preocupada por el peligro que corren sacerdotes, religiosos y misioneros laicos en México.

Con información de la agencia Fides