Iglesia en el mundo

Feligreses de Chile se unen para limpiar parroquia saqueada

El párroco de La Asunción les pidió mantenerse unidos y no caer en un círculo de violencia.
La Parroquia La Asunción de María en Santiago. Foto: ACN Chile.

“Ciertamente la Iglesia no son materiales, se construye con piedras vivas que somos nosotros”, dijo el sacerdote Pedro Narbona a los feligreses que asistieron a limpiar este sábado de forma voluntaria la Parroquia La Asunción de María en Santiago de Chile, tras ataques de manifestantes.

El párroco animó a los fieles y les pidió no caer en un círculo de violencia “que nos puede envenenar el alma”. Asimismo, les agradeció su disponibilidad, solidaridad y oración.

El pasado viernes, la Parroquia La Asunción de María fue atacada por un grupo de personas encapuchadas que destruyeron imágenes y pintaron frases de repudio contra la Iglesia. El ataque ocurrió dentro del contexto de las manifestaciones registradas en la capital del país en las últimas semanas.

Las bancas del templo se usaron para incendiar la Universidad Pedro de Valdivia, vecina a la iglesia, reportó la Fundación Pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN), de la que el padre Narbona es asistente eclesiástico.

“Con preocupación lamento el cariz que ha tomado la violencia de estos días, afectando también a nuestra Iglesia”, declaró María Covarrubias, presidenta de ACN Chile, a través de un comunicado.

Por su parte los Obispos del Comité Permanente de la Conferencia Episcopal de Chile (CECh) aseguraron que se oponen radicalmente a la injusticia y a la violencia.

“Las condenamos en todas sus formas y esperamos que los tribunales identifiquen a los responsables y se les sancione”, declararon en un comunicado publicado en su sitio.

“Los violentistas sólo nos impiden mirar con la debida atención los reclamos justos de la mayoría del pueblo chileno que anhela soluciones reales y pacíficas”, agregaron.

Puedes leer: Chilenos en Roma rezan por la justicia y la paz de su país