Opinión

Ángelus dominical: El ‘Evangelio laico’ de Quino

“PIDO UNA DISCULPA por sólo mencionar algunos hechos (políticos, sociales, culturales, eclesiásticos) con los que ha cerrado septiembre y le ha dado la mal bienvenida a octubre (¡y miren que eso de decir “mal bienvenida” ya es una contradicción en sí misma, ¿eh?!)…

EN EL VATICANO el Papa hizo renunciar al Cardenal Becciu (lamentable, sí, pero por algo habrá sucedido); con los vecinos del norte sucede un debate (Trump-Biden) que más bien es un “debatidillo” que da pena ajena, y en menos de lo que platico el primero ya resultó contagiado de COVID-19 y fue el mismo que dijo (enero 2020) que todo estaba bajo control; en nuestra patria no acabamos de ponernos de acuerdo siquiera para que el espectáculo no resulte tan ridículo, pues entre las votaciones de ministros en la corte de justicia (le quité lo supremo a propósito) y las discursos en la ONU de “ya sabes quién”, pues no hay a quién irle (si él mencionó a Mussolini, ¡tal vez debamos recordarle a Robespierre!)…


VOLVAMOS A TEMAS más nobles y dignos, y levante-mos el ánimo con la beatificación de Carlo Acutis, joven claro como agua clara, ado-lescente fresco como viento fresco, mu-chacho luminoso como mediodía luminoso, hombre de nuestro tiempo como tiempo nuestro: ¡si!, mostrando al siglo XXI que la santidad es tan real, actual, efectiva y necesaria como ahora lo es él…

Puedes leer: Abrieron la tumba de Carlo Acutis, y así hallaron su cuerpo, ¿es real?

OTRO TEMA POSITIVO es la carta que el Papa ha escrito con motivo de los 1600 años de la muerte de San Jerónimo, a quien hemos de seguir en su amor a las Sagradas Escrituras, que le llevó a un ingente trabajo de traducción, meditación, y estudio de la Palabra de Dios escrita (ya estoy leyendo la carta: bájala de internet)…

UNA NOTA AGRADABLE viene desde la diócesis de Getafe (España), en donde el número de seminaristas aumentó un 40% (bueno, eso de las estadísticas cifradas en porcentajes siempre parece de chicle, no obstante) y todo parece ser que ¡gracias a la pandemia!; y si a esto le añadimos que el primer viernes de octubre es el día mundial de la sonrisa, pues ¡vamos pa’rriba si lo extendemos a toda una semana!…

POR SUPUESTO QUE un deceso jamás podrá decirse que es una buena noticia, pero el que en Argentina haya concluido su vida don Joaquín Salvador Lavado Tejón (Quino, pa’ Mafalda y sus cuates) nos ayuda a ver lo bonito y valioso es que alguien haya dedicado su existencia a darle un toque bonito y valioso a nuestras existencias: como a tantos otros jóvenes y adultos de los años 60’s y más, yo también me deleité y crecí con Mafalda, sin duda le debo mucho a su padre, que me ayudó a ver con esperanza este mundo de Dios, aún cuando haya muchos que esperan ver este mundo sin Dios…

AUNQUE ÉL MISMO se reconocía como agnóstico, puedo y quiero decir que Quino predicó un “evangelio laico”, que vivió en una “iglesia social” cuya catolicidad se percibía más allá de los idiomas con sus dibujos sin palabras, que tenía una “devoción a la buena política” y por eso sus cartones eran incisivos, que sus rezos llegaron al cielo en sus silenciosos trazos cargados de humor, que siempre andaba exorcizando demonios dictatoriales, bélicos, racistas; y no, Quino decía que no creía en Dios, pero Dios si creyó en él dándole el talento e ingenio que prodigó en sus cartones, y por eso el mundo agradece su obra…

Puedes leer: El ‘pensamiento cristiano’ de Mafalda en 5 divertidas viñetas

SOSPECHO UNA RECEPCIÓN especial en el cielo: no solo San Pedro en la puerta, también santos añejos como San Lorenzo (que en la pa-rrilla dijo a sus verdugos: “Dame vuelta, que ya estoy cocinado de este lado”) y Santo Tomás Moro (que le encareció a su verdugo dar golpe certero al cercenar su cabeza, que no quería su barba estropea-da); también le recibirán algunas damas como Santa Teresa de Jesús, maestra de la palabra y el silencio, o Santa Hildegarda de Bingen, que supo decirle a los políticos sus verdades sin que hubiera fricción de por medio; no faltarán en la recepción San Felipe Neri (patrono de los humoristas) ni San Juan Bosco (patrono de la juventud y siempre de buen humor), o San Félix de Cantalicio que de niño -y siendo pastor-cillo- dibujaba cruces en los árboles para hacer su oración en medio del campo; y si Santo Tomás de Aquino se quita un poco lo serio, le podrá decir algo así por el estilo de: ¡Bienvenido al cielo, Quino!, ¿qué te tomas?…

YO NO SÉ PORQUÉ pero el mes de octubre trae siempre buenas noticias, como ahora con dos lunas llenas; octubre nos da hechos que nos levantan el ánimo y nos ayuda a descubrir Nuevos Mundos (tal como sucedió en 1492); muy a diferencia de noviembre, que más bien es sombrío y medio fúnebre desde el inicio…

ME DISCULPARÁS -otra vez- si solo menciono algunos hechos afortunados y bellos de este mes que ya nadie para: será el Domingo Mundial de las Misiones y ese mismo día iniciará -en esta Arquidiócesis- la Megamisión 2020 (18), es el mes del Rosario (1-31), en Xochimilco se ordenará el primer sacerdote de esa Diócesis (9) -¡felicidades, p. Gabriel Olmedo!-, y el martes 13 (absténganse de todo los supersticiosos) finalmente NO se acabará el mundo, más bien comienza otro…”

 

¿Ya conoces nuestra revista semanal? Al adquirir un ejemplar o suscribirte nos ayudas a continuar nuestra labor evangelizadora en este periodo de crisis. Visita revista.desdelafe.mx  o envía un WhatsApp al +52 55-7347-0775

Comentarios