La voz del Papa

Papa: “El fracaso es campo propicio para la siembra del diablo”

El Papa Francisco explicó que el fracaso puede llevar a muchos cristianos a una vida de quejas.
Papa Francisco en Casa Santa Marta del Vaticano
Papa Francisco en Casa Santa Marta del Vaticano

Al celebrar este martes la Misa en la capilla de la Casa Santa Marta, en el Vaticano, el Papa Francisco hizo un llamado a los cristianos a no rendirse ante el “fracaso”, pues éste es el “campo perfecto para la siembra del diablo”.

El Santo Padre advirtió que el fracaso puede llevar a una vida de quejas, y, por desgracia, ésta es la vida de muchos cristianos: “Viven quejándose, viven criticando, viven murmurando y viven insatisfechos”.

Su reflexión partió de la Primera Lectura, tomada del Libro de los Números, para referirse al espíritu del cansancio que quita la esperanza.

El pueblo de Dios –explicó– no soportó el viaje: el entusiasmo y la esperanza de la fuga de la esclavitud en Egipto se habían desvanecido poco a poco en la orilla del mar y después en el desierto, llegando a murmurar contra Moisés.

“Nosotros, los cristianos –continuó– a menudo no soportamos el viaje. Y nuestra preferencia es el apego al fracaso, es decir, la desolación. Y la desolación es de la serpiente: la serpiente antigua, la del Paraíso terrenal. Es un símbolo. Y aquí la misma serpiente que sedujo a Eva, es esto un modo de hacer ver la serpiente que tienen dentro, que siempre muerde en la desolación”.

En este sentido, Francisco lamentó que muchas personas tengan “miedo a las consolaciones”, “miedo a la esperanza”, “miedo a las caricias del Señor”, y prefieran “una vida de quejas” por las cosas frustradas.