El Papa Francisco consagrará a Rusia y a Ucrania al Inmaculado Corazón

La Santa Sede dio a conocer la fecha y hora del acto que se da en medio de la operación militar rusa en Ucrania.
La consagración de Rusia y Ucrania será este 25 de marzo. Foto: Vatican Media.
La consagración de Rusia y Ucrania será este 25 de marzo. Foto: Vatican Media.

El Papa Francisco consagrará a Rusia y Ucrania al Inmaculado Corazón de María, anunció este martes la Santa Sede.  El acto de consagración será el 25 de marzo a las 17:00 horas (tiempo de Roma). 

“El viernes 25 de marzo, durante la Celebración de la Penitencia que presidirá a las 17 horas en la Basílica de San Pedro el Papa Francisco consagrará a Rusia y Ucrania al Inmaculado Corazón de María. El mismo acto, el mismo día, será realizado en Fátima por el cardenal Krajewski, limosnero pontificio, como enviado del Papa”, informó Matteo Bruni, director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede.

Para la consagración se eligió el día de la fiesta de la Anunciación del Señor.


De acuerdo con la agencia Vatican News, la Virgen de Fátima, en su aparición del 13 de julio de 1917, pidió la consagración de Rusia a su Inmaculado Corazón, afirmando que, si no se concedía esta petición, Rusia extendería “sus errores por todo el mundo, promoviendo guerras y persecuciones a la Iglesia”.

Después de las apariciones hubo actos de consagración al Corazón Inmaculado de María.  El 31 de octubre de 1942, Pío XII consagró el mundo entero y el 7 de julio de 1952 consagró los pueblos de Rusia al Corazón Inmaculado de María.

El 21 de noviembre de 1964, Pablo VI renovó la consagración de Rusia al Corazón Inmaculado en presencia de los Padres del Concilio Vaticano II.

Por último, el 25 de marzo de 1984 en la Plaza de San Pedro, en unión espiritual con todos los Obispos del mundo, Juan Pablo II confió todos los pueblos al Corazón Inmaculado de María.

La consagración ocurre mientras Rusia lleva a cabo una operación militar en Ucrania que ha causado pérdidas de vidas humanas para ambos países, pérdidas materiales y que más de 1.5 millones de personas hayan tenido que huir de Ucrania para ponerse a salvo.

Información de Vatican News.