El Vaticano extiende hasta mayo las medidas sanitarias de prevención

Hasta el 3 de mayo la Santa Sede mantendrá cerradas la Plaza y la Basílica de San Pedro.
Un guardia de seguridad con cubrebocas en la Plaza de San Pedro, en el Vaticano. Foto: Pablo Esparza
Un guardia de seguridad con cubrebocas en la Plaza de San Pedro, en el Vaticano. Foto: Pablo Esparza

La Santa Sede extendió hasta el 3 de mayo las medidas sanitarias para evitar la propagación del coronavirus COVID-19 que prevén, entre otras cosas, el cierre de la Plaza y la Basílica de San Pedro.

Lee: Crucifijo y Evangelio, las claves del Papa Francisco para Semana Santa

Debido a este confinamiento, el Papa Francisco realizó la Semana Santa sin fieles, tampoco realizó el lavado de pies el Jueves Santo y el Viacrucis del Viernes Santo tuvo que organizarse en la plaza y no en el Coliseo como tradicionalmente se hacía.


Esta prórroga fue dada a conocer a través de un comunicado de la Oficina de Prensa del Vaticano, cuyas medidas de prevención y aislamiento son adoptadas en coordinación con las autoridades italianas las cuales se aplican desde el 1 de abril de 2020 hasta el 3 de mayo.

No obstante, el gobierno italiano permitió, a partir de hoy, la apertura de algunos negocios, como librerías o papelerías, que se suman a las tiendas que no han cerrado durante la gestión de esta pandemia, como supermercados o farmacias.

Fuente: Con información de Vatican News.