Opinión

Green Book: Cuando un Cadillac puede romper los límites del prejuicio

Dos hombres diferentes por su educación, raza y visión de la realidad, descubren, a bordo de un Cadillac Deville 1962, que la dignidad humana y la amistad pueden rebasar los límites del racismo y del prejuicio.

Green Book( libro verde) es la historia de Don Shirley, un famoso pianista que se ha atrevido a realizar cosas que, según el cliché de su época, no le corresponden. Este famoso pianista contrata a Tony Vallelonga, un hombre ítalo-americano con fama de fanfarrón y parlanchín. Tony, no obstante, si algo tiene, es claridad en su identidad, pero le hace falta salir de su zona de confort para descubrir el otro lado de la moneda.

Es así que chofer y pianista se atreven a convivir juntos, descubriendo lo complejo de cada ser humano, pero también la riqueza y belleza del otro. Esta historia, abordo de un Cadillac, les hace correr a la velocidad de la hermandad y de la amistad. Del valor de la vida por encima de lo material y de lo necesario de saber “quién soy” para ubicarte en un sitio.

Es una historia donde se aprende la fidelidad entre ambos, a sacar la cara por el otro cuando se conoce su valor y talante, y comprender que, al final, los seres humanos son tan parecidos pero tan complicados. Complicaciones que nos ha llevado al racismo o la guerra.

La mirada del otro como hermano ayuda a borrar las marcas del prejuicio, cualquiera que éste sea,  y nos ayuda a buscar puentes para disfrutar un poco de la compañía del otro en la carretera de la vida. Un buen filme para reeducarnos hacia una sana convivencia entre todos y para disfrutar del buen humor y excelente guión de esta obra siempre a bordo de un flamante Cadillac turquesa.

Ficha técnica

Título: Green Book

Año: 2018

Director: Peter Farrelly

Duración: 130 minutos

Te puede interesar: Roma, los lazos que no buscamos